Fuimos a Bellavista la primera semana de clases. Jueves, creo. Éramos ¿diez? Estaba yo y los David y el Mago —así le decíamos—, el Víctor, el Nacho, el Pablo, el Tite y el Beto también, parece. El Diego y el Daniel y el Oliver. Sí, estaba el Oliver porque él sacó la...